Californication: What? I’m the asshole? Just because I say what’s on everybody’s mind?

Aquí estoy otra vez con una nueva recomendación de serie: Californication.

En teoría es un drama, pero para mí entra más en categoría de dramedia porque te ríes un montón. Tiene un equilibrio muy preciso entre el drama puro, casi patético y el humor genial con diálogos inolvidables.

También en teoría, se vende como serie de trama sexual. Sí, el protagonista (como su álter ego en la vida real) es una especie de adicto al sexo, y sí, hay sexo explícito en la serie. Pero Californication no va de sexo. Sorprendentemente, para mí, Californication es una historia de amor. Solo que poco convencional y muy divertida.

Es una serie fresca y muy original. Sus capítulos duran poco menos de media hora y en USA van por su quinta temporada (son temporadas de 12 capítulos cada una).

El protagonista, Hank Moody (David Duchovny, el Mulder de Expediente X) es un afamado novelista que acaba de mudarse a California y que ha perdido la inspiración y no es capaz de volver a escribir. Un hombre desesperado que busca reconstruir su vida. Quiere volver con su familia pero una y otra vez acaba tomando las peores decisiones posibles. Es un tipo extraordinario que quiere volver a ser ordinario, y que no lo logra en absoluto.

Y eso es precisamente lo interesante de esta serie; Hank no es un tipo normal, es un tío fascinante. Es inmaduro (casi infantil), irresponsable, imbécil, mujeriego, infiel y a veces muy insoportable, y sin embargo es un personaje al que le coges cariño. Porque a la vez es carismático, gracioso, relajado y simpático. La perfecta combinación entre chico malo y tío sensible. Todo el mundo quiere a Hank. Los chicos quieren ser como él y las chicas estar con él. Y eso tiene mucho mérito por cómo es el personaje. ¿Cómo lo consiguen? Pues en parte por la increíble interpretación de Duchovny, que se mete en el papel de Moody como si hubiera sido escrito a su medida, y sobre todo por el trabajo de los guionistas, que construyen un personaje complejo pero realista, y que no se centran sólo en sus defectos sino que nos enseñan también su lado más humano, su lado bueno y sensible, lo que permite a los espectadores conectar con el personaje.

Acompañando a Hank están tres personajes totalmente inmejorables que añaden profundidad al protagonista, y entre ellos se dan las conversaciones más surrealistas y divertidas que os podáis imaginar.

Karen Van Der Beek (Natascha McElhone) es la ex-pareja de Hank y madre de su hija Becca. Es el amor verdadero de  Moody, su alma gemela, pero entre ellos hay una relación complicada. No pueden estar juntos, pero no hay duda de que se quieren. La claridad absoluta con la que se ve lo mucho que se quieren teniendo en cuenta las tramas de la serie es alucinante, porque aún así te crees totalmente que él la quiere a pesar de lo que hace y hasta entiendes que ella le siga queriendo a pesar de saber cómo es.

Citando a su personaje: I think the world sees Hank as this fabulous fuckup and, I know that guy, I’ve spent a lot of time with that guy, but I am better acquainted with the other guy. The one that listens and hears everything. The one that looks at you and sees right into your soul. The one that makes you believe in every fucking fairytale that you’ve ever been told.

Charlie Runkle (Evan Handler en un papel totalmente opuesto al que tenía en Sexo en Nueva York) es el agente literario de Hank, su mejor amigo, su confesor. Su fan número uno. Es la gran baza cómica de la serie, el contrapunto perfecto de Hank, le cuida, le anima, le sigue en sus locas aventuras. Pero está bastante más loco que Moody. Un personaje que no tiene desperdicio.

Marcy Runkle (Pamela Adlon) es la mujer de Charlie y mejor amiga de Karen, es pequeñita, matona y deslenguada, de cada tres palabras que dice, dos son tacos. Empezó como personaje recurrente en la primera temporada y se ha hecho irremplazable.

La química entre estos cuatro actores es otra de las piedras angulares de la serie. Hank es el protagonista, pero sin estos compañeros (y su hija, que tras cuatro temporadas ha evolucionado muy bien y aporta bastante a la historia) la serie no sería lo mismo.

Si buscáis nuevo entretenimiento, probad! Californication es una joya.


Publicado originalmente en https://musictvlife.wordpress.com/ bajo una licencia Creative Commons. Licencia Creative Commons

Esta entrada fue publicada en Series y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Californication: What? I’m the asshole? Just because I say what’s on everybody’s mind?

  1. Laura dijo:

    Definitivamente es una serie genial!! Bien sabes que soy la mayor fan de Hank Moody, jeje. Además tiene el porcentaje perfecto de comedia/drama. Estoy totalmente de acuerdo con todo lo que dices; sólo te ha faltado hablar de que tiene una de las mejores intros de todos los tiempos. Una joya, sí.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s